Archivo de la etiqueta: Colección Visor de Poesía

LOEWE celebra tres décadas de poesía

El Premio Internacional de Poesía FUNDACIÓN LOEWE acaba de entregar los galardones de su XXX edición con la tradicional comida en el hotel Westin Palace de Madrid, a la que han acudido importantes personalidades del mundo de la moda, la danza, la música, las letras o el diseño. La bienvenida de Sheila Loewe, Presidenta de la Fundación, ha tenido un guiño cómplice a Chus Visor por su compañía a lo largo de estas tres décadas publicando los libros ganadores en su colección de poesía.

En un día tan señalado, Sheila Loewe agradeció de forma especial a todo el personal de LOEWE y a “todo el pequeño gran equipo de la FUNDACIÓN LOEWE que hace posible esta y otras muchas cosas bonitas”. Este año, conmemorando la XXX edición del Premio, la Fundación ha encargado una nueva antología poética de los libros ganadores a Luis Antonio de Villena y, según ha explicado la Presidenta, el día 21 de marzo -Día Internacional de la Poesía- se presentará el documental Poesía eres tú en el que “además de recordar los momentos más importantes del Premio, algunas de las voces más importantes de la poesía en español nos hablan del futuro de la poesía”. Enrique Loewe, Presidente de Honor de la FUNDACIÓN LOEWE -quien reconoció estar “visiblemente emocionado y satisfecho” por la trayectoria del Premio- admitió que “siempre había soñado con un día como hoy”. También explicó que, a él mismo, la poesía le “ha cambiado y me ha beneficiado, pero también ha cambiado a mi empresa; le ha dado una sensibilidad, una mirada, una visión, un rigor, un refinamiento, una búsqueda especial”. Emocionado, agradeció que de los 55 años que ha pasado en LOEWE, “30 de ellos hayan sido acompañado de esta ilusión.” Enrique Loewe tuvo, además, un especial recuerdo para los poetas Pablo García Baena y Antonio Cabrera.

La escritora y traductora Elvira Sastre, en su presentación del libro galardonado con el Premio Loewe a la Creación Joven –Un hogar fuera de mí, de Luciana Leif- definió el poemario como “uno de esos libros que no se encuentran por casualidad, sino que están colocados sobre la mesa de manera estratégica para que los descubras.” Sastre, que no conocía a la poeta argentina, siente “que ha descubierto a una autora necesaria” y relató cómo leyó el libro poco después de la marcha multitudinaria del pasado 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer; una manifestación que ella aventura “crucial para el desarrollo de nuestro mundo”. De la autora, Elvira Sastre explicó que “es socióloga, feminista y cree en el poder de la poesía como medio de denuncia. Escribe con fuerza y quiere que se escuche”. La propia Luciana Reif, al recoger el Premio, declaró que “una nunca escribe sola, y un libro es un punto que refulge y que esconde, como todo objeto, el fetiche de las condiciones que hacen posible su existencia”. Tuvo palabras para su familia, que la educó “libre y rebelde”, para sus estudios de Sociología, que le mostraron que “el mundo es mucho más complejo de lo que aparenta”; también para “el movimiento de mujeres que luchan por la igualdad de sus derechos”, para su pareja por enseñarle “que hay que amar por sobre nosotros mismos” o para la poesía, “que por sobre todas las cosas, nos enseña mucho de todo esto”.

El periodista y escritor Ignacio Elguero, en su presentación de La poesía celeste -el libro ganador del XXX Premio Loewe- remarcó que su autor, el poeta Ben Clark, apenas tiene tres años más de edad que el propio Premio: “Si treinta años dan madurez a un premio, madurez poética es lo que podemos destacar de este libro”. Destacó también la originalidad del libro y desveló el origen del título, ideado a partir de una reunión de astrónomos acontecida en el norte de Alemania a principios del siglo XIX para tratar de encontrar un planeta perdido, en torno a la cual se construyen algunos poemas de este poemario. “El proceso de creación poética y el de creación humana están latiendo” en la obra, añadió Elguero. En él, “se levanta un cuerpo poético con diversos temas entre los que destacan dos: las relaciones paterno-filiales, con poemas de gran intensidad emocional, y la reflexión existencial, que indaga en las inquietudes humanas que tenemos todos nosotros”. Para ello, el poeta se sirve “de los grandes espacios y en particular de la astronomía; de ahí el título”. Surgen poemas, apunta “de gran fuerza expresiva, con imágenes muy sugerentes” que a veces surgen “de lo anecdótico, de las escenas cotidianas”, a partir de las cuales el poeta “destapa las emociones”. Ese es, para Elguero, el mayor logro del libro: despertar emociones en el lector. Por su parte el poeta Ben Clark, en el momento de recoger el galardón, citó al científico Stephen Hawking -fallecido ese mismo día- que recomendaba “fijar la mirada en las estrellas, y no en nuestros pies”. “En un mundo cada vez más impaciente,” dijo Clark, “he intentado con este libro que alejemos un momento nuestra mirada de las pantallas, de lo cotidiano… para elevarnos una vez más hacia las estrellas y los temas eternos de la poesía: el tiempo, la muerte y el único remedio que existe: el amor”.

El martes 20 de marzo ambos autores harán una lectura de sus libros premiados en la Casa de América de Madrid, a las 19,30h. Presentará Luis Antonio de Villena.

Fotografías: los ganadores de la XXX edición del Premio Internacional de Poesía FUNDACIÓN LOEWE, Luciana Leif y Ben Clark, con Enrique Loewe y Sheila Loewe ©Álvaro Tomé para FUNDACIÓN LOEWE, 2018.

El Premio LOEWE de Poesía 2015 vuelve a América

El poeta cubano Víctor Rodríguez Núñez (La Habana, 1955) ha resultado ganador del XXVIII Premio Internacional de Poesía Fundación LOEWE 2015 con su libro despegue. El Jurado, formado por Francisco Brines, José Manuel Caballero Bonald, Antonio Colinas, Óscar Hahn, Cristina Peri Rossi, Soledad Puértolas, Jaime Siles y Luis Antonio de Villena, bajo la presidencia de Víctor García de la Concha, ha galardonado un libro osado y auténtico, que muestra serenidad en el retrato del conflicto y une el irracionalismo con la inmediatez social. El Premio LOEWE a la Creación Joven ha sido para la ecuatoriana Carla Badillo Coronado (Quito, 1985) por el poemario El color de la granada.

El 11 de noviembre, en la madrileña tienda LOEWE de la calle Gran Vía, tras unas palabras en recuerdo al recientemente fallecido Carlos Bousoño, los miembros del Jurado han hecho públicos los nombres de los ganadores en presencia de Enrique y Sheila Loewe, Presidente de Honor y Directora de la Fundación LOEWE respectivamente. En esta edición, 30 libros han quedado finalistas entre los 801 presentados desde 29 países, de los que un 27% ha procedido de Hispanoamérica. El Premio Internacional de Poesía Fundación LOEWE premia anualmente una obra inédita de al menos 300 versos y concede un Premio a la Creación Joven a un poeta menor de 30 años.

Víctor Rodríguez Núñez

Luis Antonio de Villena comenzó su presentación de despegue, el libro ganador, resaltando la importancia de Cuba “como uno de los más importantes centros de producción en lengua española”. Explicó cómo las raíces de Víctor Rodríguez Núñez -nacido en La Habana- y su actual residencia en los Estados Unidos, han podido influir en el “barroquismo comunicativo y reivindicativo de este libro ante un mundo que debe despegar, ir a otro lado”. Además de esta “visión desde fuera y crítica a la realidad cubana”, un profundo conocimiento de la tradición -para poder renovarla- llevan a Rodríguez Núñez a “jugar con la sombra de soneto”, escapando de un posible “barroquismo proliferante” gracias a su tono social y reivindicativo.

[Paseo del Prado]

este país se nos fue de los pies
y tomó otro camino

con su densa rutina
que ni una rumba puede alebrestar

mulatas legendarias
abanican la espera maduras de calor
y chinos hacen cola sonrientes
a las puertas de nada

país de reggaetón doble moneda
estridencia ideológica
donde lo único decente es el sol

país resuelto en ruinas triangulares
sin aire en la escalera
que ya no queda aquí ni regresa contigo

Víctor Rodríguez Núñez
Premio Loewe 2015
despegue

Carla Badillo Coronado-foto Mark Alvarez

El poeta Antonio Colinas destacó “la madurez” de Carla Badillo Coronado. El tono reivindicativo del verso, la simbología -compleja de abordar desde su juventud de poeta-, la pugna del binomio muerte-vida y un “escepticismo sutil que sacude al lector de forma contundente y directa” convierten a El color de la granada, según Colinas, en “un libro que nos hace sentir y pensar en los límites, y siempre con una extraordinaria sobriedad expresiva”.

 

38

Soy un pastor de ovejas ciegas
pastor y lazarillo a la vez
mas cuando me toque a mí
el turno de la oscuridad
¿quién entonces me guiará?

preparado estoy para el camino a solas
haré de mi laúd bastón
pues la música jamás se equivoca.

Carla Badillo Coronado
Premio Loewe a la Creación Joven 2015
El color de la granada

El próximo mes de marzo tendrá lugar la entrega de los galardones y la presentación de los libros que, como cada año, serán publicados dentro de la Colección Visor de Poesía.

JoséManuelCaballero Bonald,JaimeSiles,SoledadPuértolas,VíctorGarcíadelaConcha,LuisAntoniodeVillena,EnriqueLoewe,JesúsGarcíaSánchez,SheilaLoewe,ÓscarHahn,FranciscoBrines,AntonioColinas-foto Álvaro Tomé

Fotografías: Víctor Rodríguez Núñez © Katherine M Hedeen y Carla Badillo Coronado © Mark Álvarez. José Manuel Caballero Bonald, Jaime Siles, Víctor García de la Concha, Soledad Puértolas, Luis Antonio de Villena, Enrique Loewe, Chus Visor, Sheila Loewe, Óscar Hahn, Francisco Brines y Antonio Colinas © Álvaro Tomé para Fundación LOEWE, 2015.

Del otro lado del Atlántico

Los ganadores María Gómez Lara y Óscar Hahn

“Loewe se atreve a honrar lo que no es moda, ni pasa de moda”. Reconocimiento, gratitud y respeto por la literatura en su máxima expresión, destilaban las palabras del poeta chileno Óscar Hahn (Iquique, 1938) al recoger su galardón.

El XXVII Premio Internacional de Poesía Fundación Loewe hizo público el Fallo del Jurado el pasado noviembre.

Meses después, con los poemarios publicados por la Editorial Visor, los ganadores se han encontrado con el Jurado y una selección de invitados relacionados con la literatura, la moda, el diseño y todas las ramas artísticas que vertebran la actividad cultural de la Fundación Loewe. El Hotel Westin Palace, como cada año, acoge la gran fiesta de la lírica.

Hahn&Edwards

 

MariaGomezLara

La intervención de Hahn fue un canto a la valentía y la constancia de la Fundación Loewe en su apoyo a la poesía, definiéndola como “una forma superior del lujo, no en lo suntuoso, sino como experiencia única, intensa” a pesar de considerarse “la variante pobre de la literatura; pobre en ventas pero rica en atributos de la condición humana”. El escritor también chileno Jorge Edwards presentó Los espejos comunicantes de Óscar Hahn en un brillante discurso lleno de guiños a la poesía como cadena que une épocas y nombres distantes, reivindicando que “la poesía de calidad tiene una condición profética”.

La colombiana María Gómez Lara (Bogotá, 1989), llena de agradecimiento, recogió el Premio a la Creación Joven por su libro Contratono, que presentó Antonio Lucas, ganador del Premio Loewe la pasada edición. Con unas lúcidas palabras que destacaban “la voz potente” de los versos de la joven poeta, afirmó que “arrastra ya una madurez que no renuncia al asombro, y es lo que le da textura”; su libro muestra, además, que “sabe cuál es la mejor tradición de la poesía”.

_F3C4107
Sheila Loewe -Directora de la Fundación- y su padre Enrique Loewe -Presidente de Honor- acogieron a los presentes desde el estrado con la complicidad de quien se sabe rodeado de amigos y satisfecho por la labor terminada.

Modesto Lomba y Enrique Loewe

Enrique Loewe tuvo un honesto agradecimiento para el poeta Pablo García Baena, quien por motivos de salud ha decidido que sería esta su última participación como Jurado del Premio, y demostró públicamente su respaldo y satisfacción por el rumbo que está tomando la Fundación Loewe, bajo la mirada de su hija Sheila. “Ella y su equipo”, afirmó, “son mi tranquilidad”.

Es la primera vez que los dos galardones recaen en poetas hispanoamericanos. La Fundación Loewe, satisfecha de reforzar los vínculos que nuestra lengua común proporciona, celebra la llegada de dos hermosos libros de poemas del otro lado del Atlántico a nuestras manos. La poesía, una vez más, ha demostrado su capacidad de tender puentes cuando es una voz auténtica, serena y libre de prejuicios.

Fotografías: María Gómez Lara y Óscar Hahn; Ó. Hahn recibe su premio junto a Jorge Edwards; M. Gómez Lara y Antonio Lucas; Sheila Loewe, J. Edwards, Ó. Hahn, M. Gómez Lara, A. Lucas y Enrique Loewe; E. Loewe con Modesto Lomba © Fundación Loewe, 2015.